Inicio / Bosquejos Biblicos / Liderazgo cristiano

Liderazgo cristiano

Evangelio de Hoy

(Marcos 10:43-44); (Hebreos 13:7); (Proverbios 11:14); (1 Pedro 4:10)

Introducción:

El liderazgo cristiano es un llamamiento a toda alma que se confiesa seguidora de Cristo. En la Biblia hayamos muchos ejemplos de esta cualidad espiritual caracterizada por la conducción de una tarea y el cuidado y orientación de un grupo de personas, desde Noé, Abraham, José, Nehemías, los apóstoles y como máximo ejemplo Jesús.

Sin duda, nuestros pastores pueden ser considerados como los líderes más “visibles” en nuestras congregaciones, sin embargo el liderazgo también alcanza, en mayor y menor grado, a todos aquellos que integran una comunidad cristiana.

En este bosquejo de predicación vemos cuán necesario es desarrollar esta cualidad de liderazgo en pro del desarrollo espiritual (cualitativo) y cuantitativo de la obra de Dios, analizando con énfasis tres aspectos fundamentes, el asumir el llamamiento de Dios como líderes, mantener la vida espiritual de la comunidad y lograr su crecimiento.

Desarrollo:

1. ¿Qué es el liderazgo cristiano?:

Es la cualidad de asumir, mantener y desarrollar una responsabilidad en el entorno en el que nos desenvolvemos como cristianos.

a. Asumir: Esto tiene que ver con aceptar la responsabilidad o llamamiento que se nos es encargado.

  • i. Sin duda, este primer paso implica aceptación ante el llamamiento. Pensemos en Jesús y hallaremos todas las cualidades de un líder.
  • ii. Asumir implica aceptar en humildad lo que en nombre de Jesucristo y bajo el amor de Dios nos es confiado. Profetas como Moisés, Jacob, Esdras, Samuel o discípulos como los 12 apóstoles son gran ejemplo del llamamiento de Dios.
  • iii. La confianza es un don elemental en el líder que acepta el llamamiento. Es una señal divina de que alguien es capaz de llevar consigo una responsabilidad divina. Daniel se destaca en este acápite.
  • iv. La confianza es lo que inspira un líder cristiana a la comunidad con la que está a cargo.
    v. La responsabilidad de un líder implica el cuidado de las almas y debe existir la capacidad y autoridad espiritual para lograr mantenerlas unidas.
  • vi. La autoridad no significa tiranía o autoritarismo, sino todo lo contrario, tiene que ver con la convicción plena para hacer cumplir la palabra de Dios a través de una actitud estricta, organizada,

b. Mantener: Lo cual tiene que ver con mantener en el tiempo la tarea conferida. O sea, ser capaces de que salvaguardar “con vida” aquello que nos ha sido confiado dentro de nuestra comunidad cristiana.

i. Si portamos algún ministerio, llevamos el liderazgo siendo responsables y santificados con nuestras prédicas, escudriñando con denuedo las escrituras, asistiendo a los hermanos que mayor atención precisan, instruyendo a siervos jóvenes, y esforzándonos en ser un ejemplo para la comunidad.

Pablo y Pedro eran un ejemplo altísimo de gran entrega en su ministerio, pues en sus epístolas se puede percibir el grado de profundidad de su conocimiento, convencimiento y entendimiento de la palabra de Dios la cual compartían con las comunidades a las que habían instituido.

Además, tenían hermanos en la fe que los instituía como líderes de sus comunidades como Timoteo, Silas, Bernabé, Aquila, Priscila. Por su parte, Pedro contaba con Marcos o Lucas, ambos destacadísimos por haber escrito dos evangelios.

ii. Si somos responsables y consecuentes de alguna tarea específica, como cuidar los ambientes en los que se congrega la comunidad, enseñar a los niños o jóvenes la doctrina que profesamos, enseñar música, organizar estudios bíblicos, la limpieza o arreglo de la capilla o salón de culto o cualquier otra actividad relacionada con el activar ministerial dentro de la iglesia, también estaremos manteniendo viva la tarea encomendada.

c. Desarrollar

i. Llevar nuestro ministerio tiene que ver con el crecimiento (no necesariamente cuantitativo). Porque donde está Dios, hay vida, y la vida denota crecimiento. Entonces, si nuestro liderazgo se destaca por un buen manejo de nuestras responsabilidades y funciones podremos, con certeza, hallar desarrollo espiritual primero en nosotros mismos, luego nuestros hermanos, consiervos

Acerca Jose R. Hernandez

José R. Hernández; educación cristiana: Licenciatura en Teología, y Maestría en Teología. Fundador de Nuevo Pacto Corporation, dba. "Ministerio El Nuevo Pacto" en el año 1999.

Revise

Bosquejos Biblicos - El servicio de Dios

Oportunidades de Dios

Evangelio del Dia.. Bosquejos para Predicar.. En éste momento vamos a ver cinco maneras en que Dios le hizo un llamado muy particular a Israel para arreglar sus vidas y la nación entera no entendió el idioma de Dios y la desgracia fue inevitable. Que Dios nos dé entendimiento para poder comprenderle y no echar..