Evangelio de Hoy.. Predicas Cristianas

El camino de Dios

Bosquejos Biblicos

Bosquejos para Predicar Texto Biblico:Reconócelo en todos tus caminos, Y Él enderezará tus veredasProverbios 3:6

Introducción

En los tiempos en que fue escrita la biblia no existían los medios de transporte modernos. El principal medio de transporte era a pir. Claro que había otros medios como en animales, en botes etc. pero principalmente la gente se transportaba a pie. Y en la biblia encontramos esta analogía del caminante y de cómo debemos caminar en esta vida. 

1) Los siervos de Dios fueron caminantes

Como se mencionaba, el principal medio de transporte fue ir de un lugar a otro caminando. Era importante entonces conocer el camino que nos llevaba de un lugar a otro. Los caminos siempre han sido importantes para comunicar a los pueblos e intercambiar cosas.

a) Jesús camino (Marcos 6:6)

Jesús camino de aldea en aldea, de lugar en lugar predicando el mensaje de arrepentimiento. En los tiempos de Jesús era común que al entrar en una casa, el dueño de la casa ofrecía agua y lavaba los pies de sus huéspedes. Esto porque en el camino los pies se llenaban de polvo. Jesús también iba de un lugar a otro por barco cuando los sitios estaban a la orilla del mar.

b) Abraham caminó (Génesis 12:1)

Dios sacó a Abraham de la casa de su padre y lo llevó por el camino, hacia la tierra prometida, tierra que le daría por heredad a su descendencia. Fue entonces Abraham un caminante que recorre una tierra que no era de él en lo físico, pero por la fe la poseyó, como promesa de Dios. 

c) Noé caminó con Dios (Génesis 6:9)

La biblia dice que Noé caminó con Dios. Aquí se hace referencia a que Noé hacia la voluntad de Dios. Noé era obediente a la voz de Dios y Él dejó en su palabra el registro que Noé caminó con Él. Es decir que Noé fue amigo de Dios y caminaron juntos.

2) Debemos caminar con Dios 

Así como Noé Dios quiere tener esa misma relación con cada uno. Dios quiere caminar con nosotros, pero necesita que le seamos obedientes. Si queremos caminar con Dios debemos conocer sus sendas, conocer sus caminos.

a) No debemos caminar sendas humanas (Proverbios 14:12)

Pero los caminos de Dios son diferentes a los caminos humanos. Los pensamientos de Dios son diferentes a nuestros pensamientos, así sus caminos son diferentes a nuestros caminos. Si estamos siguiendo nuestro propio camino, no llegaremos a donde Dios quiere llevarnos. Solo siguiendo el camino de Dios llegaremos a donde Dios quiere que lleguemos.

b) Debemos examinar nuestros caminos (Salmo 139:24)

Así como David debemos examinar nuestros caminos. Para saber si estamos siguiendo el camino de Dios o estamos siguiendo nuestro propio camino. Sabiendo que solo el camino de Dios nos llevará lejos.

i) Si estamos perdidos debemos volver (Lamentaciones 3:40)

Debemos escudriñar nuestros caminos y si estamos alejados de Dios, debemos volvernos al Señor. Dios quiere que le busquemos y nos volvamos a Él. Debemos volver a Dios, buscar sus caminos y regresar a Él pues sólo en Él hay salvación.

ii) Debemos regresar a la palabra (Salmos 119:59)

En la palabra de Dios encontramos cual es la voluntad y el plan de Dios para la vida del ser humano. Entonces al escudriñar nuestros caminos y darnos cuenta que estamos alejados de su palabra, debemos regresar a ella, la palabra de Dios es verdad y debemos seguirla.

c) Reconocer a Dios en todos nuestros caminos (Proverbios 3:6)

Debemos reconocer a Dios en todos nuestros caminos. Así como Moisés le dijo a Dios si no vas con nosotros no iré, así debemos ser nosotros y no debemos ir a ningún lado si no son los caminos del Señor. En todo lo que hagamos debemos ir con Dios, en su voluntad, en su camino.

d) Debemos encomendar a Dios nuestro camino (Salmos 37:5)

Todo lo que emprendamos debemos encomendar al Señor, dándole a Él toda la gloria. Si Dios está con nosotros todo lo que emprendamos será de bendición. Dios es quien da la bendición, encomendemos entonces a Él todo lo que hagamos.

3) Jesús nuestro camino (Juan 14:6)

Jesús nos declaró que Él es el camino al Padre. Sabemos entonces por qué camino debemos ir, está claro. Estando en Él no podemos perdernos, sino que llegaremos al final a la meta, a la vida eterna.

a) Sus caminos son deleitosos (Proverbios 3:17)

Los caminos de Dios son especiales, son deleitosos a todos aquellos que por su camino andamos. Para el mundo es locura, pero para los que por ellos andamos son bendición, paz y esperanza. 

b) Somos bendecidos al caminar con Dios (Proverbios 12:28)

En los caminos de Dios está la vida, no la encontraremos en ningún otro lugar. Los caminos del mundo todos nos llevan a muerte, pero solo Jesús nos lleva a la vida. 

i) Cuando no estamos en camino de pecadores (Salmos 1:1)

Cuando no estamos en caminos de maldad, sino que nos gozamos en los caminos de Dios, somos bendecidos en gran manera. Solo en sus caminos hay bendición.

ii) Él endereza nuestras sendas

Y si estamos perdidos pero le buscamos Él endereza nuestros pasos para que encontremos de vuelta el camino de la verdad, a Jesús.

Conclusión

Dios quiere que caminemos con Él, por el camino de verdad, obedeciendo su palabra. Ahí es donde Dios nos bendice con todo tipo de regalos. Dios nos prospera y bendice, sigamosle a Él y estaremos felices. En ningún otro lugar encontraremos salvación, solo en el camino de Dios. 

© Mauricio alvarez. Todos los derechos reservados.

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.