Inicio / Mensajes Cristianos / Todo lo puedo en Cristo que me fortalece

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece

Evangelio de Hoy – Mensajes Cristianos

En gran manera me gocé en el Señor de que ya al fin habéis revivido vuestro cuidado de mí; de lo cual también estabais solícitos, pero os faltaba la oportunidad. No lo digo porque tenga escasez, pues he aprendido a contentarme, cualquiera que sea mi situación. Sé vivir humildemente, y sé tener abundancia; en todo y por todo estoy enseñado, así para estar saciado como para tener hambre, así para tener abundancia como para padecer. Todo lo puedo en Cristo que me fortalece”. Filipenses 4:10-13

A lo largo de mi vida, hasta antes de entregarme a Cristo, he oído a muchas personas de carácter optimista decir: “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece”, mas he notado seriamente que hasta yo misma he declarado esa frase sólo cuando estaba en las buenas, o para alentar a otros, lo que me ha permitido reconocer mi error de lo cual me he arrepentido y testifico de la obra que Dios hizo.

Vivía una vida vacía donde solo me acordaba del Señor cuando estaba en las buenas, seguro que más de uno ha pasado por eso. Cantamos y Danzamos como quien dice: “Que linda es la vida”, pero cuando pasamos por malos momentos ¿Cuál es nuestra actitud? Muchas veces decimos: “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece” ¿pero realmente sabemos lo que eso significa?

Sé que algunas veces queremos alentar a otras personas, pero creo que es de mal gusto dar una palabra que ni nosotros mismos comprendemos, la palabra de Dios debemos vivirla y comprenderla para así poder testificar a los demás.

El apóstol Pablo fue el autor de la carta de los Filipenses, destinada a los Cristianos de Filipos y hasta el sol de hoy ha sido de bendición para todo aquel que lee el testimonio de este varón que se entregó a la obra de Dios hasta la muerte, y en todas las cartas que envió a ciudades donde había fundado iglesias, siempre daba palabras de aliento, viviendo con sumo gozo las diversas pruebas y padecimientos que sufrió por predicar el evangelio de Cristo.

Cabe destacar que el contenido de esta carta se basa en la humildad, el gozo, la unidad y la vida cristiana, entre otros puntos claves que son favorables para todos, mas el Espíritu Santo me guió hacia este versículo que a simple vista es muy sencillo: “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece” , para enseñarnos su verdadero significado.

¿Sabía usted que cuando el apóstol Pablo redacto la carta a los Filipenses estaba en prisión?

Él sabía que al viajar a llevar la palabra de Dios estaba expuesto a ser encarcelado, pues en tiempos antiguos las personas no creían en la resurrección de Cristo, por lo tanto aborrecían su evangelio, y querían ocultar la verdad, mas el apóstol Pablo se entrego al servicio de Dios hasta la muerte, pasaba hambre, persecución, fue encarcelado y nada de eso lo detuvo, siempre gozoso oraba pidiendo dirección a Dios para ser instrumento en sus manos.

En su primer encarcelamiento registrado en el libro de los hechos, junto a Silas, oraba y cantaba himnos, y Dios los libró mediante un terremoto que rompió sus cadenas, y por si fuera poco el carcelero fue tocado mediante el Espíritu Santo que ministró a su vida, junto al testimonio del apóstol Pablo. Hechos 16:25-35

Habiendo aprendido el testimonio del apóstol Pablo, es necesario que aprendamos de su conducta ejemplar para experimentar la fortaleza de Dios en nuestras vidas.

¿Quiere vivir fortalecido en Cristo?

 Entregue su vida a Él, así como el apóstol Pablo se entregó de completo y dedicó el resto de su vida en su servicio.

 Oren en todo momento, así como el apóstol Pablo oraba aún en prisión.

 Lea la palabra de Dios, porque en ello encontrará la sabiduría de Dios, y el espíritu Santo lo guiará con poder.

 Testifique a donde quiera que vaya o este, no se guarde para usted lo que aprende a diario con el Señor, compártalo en su día a día, Dios le bendecirá por ello.

 Si está pasando por una situación difícil o se encuentra en las buenas, sea agradecido con el Señor, no dé lugar a las quejas, y no permita que nada ni nadie interfiera en su comunión íntima con el Señor.

Indudablemente el apóstol Pablo fue transformado por el poder de Dios, en la Biblia esta de manifiesto que él era uno de los perseguidores de los cristianos, y tuvo un encuentro fuerte con el Señor, lo que le condujo a una vida de servicio y honra a Dios genuinamente, en amor y sin quejas. (Hechos 9)

En una ocasión escuche una bonita reflexión de un joven que le pedía a Dios que lo hiciera más fuerte, mas Dios le propuso comenzar su entrenamiento en un desierto, y le dijo: ¿Vez aquella roca?, quiero que vayas allá y la muevas tan solo a dos pasos de donde está.

El joven luego de caminar todo un día llego al lugar agotado, y cuando vio semejante roca, se echó en el piso quejándose, diciéndole a Dios que él no podía con esa roca, más Él le dijo: si quieres que te fortalezca obedéceme, no te pedí que la movieras hoy, tan solo has el intento todos los días. Así se dispuso el joven todos los días, con dudas y extrañado de su entrenamiento; al principio se quejaba pero luego aprendió a tener confianza en Dios y decía para sí mismo: SI Dios me pidió que lo hiciera es porque Él sabe que un día podré moverla, luego de tantos días pasando sol, hambre y sed, el joven vio los frutos de su esfuerzo y confianza en Dios, pues pudo mover la roca más de dos pasos , ya moverla no era algo imposible para él, es más se propuso a si mismo continuar su entrenamiento, pues se convenció de que aunque la roca era dos veces su tamaño y su peso, con perseverancia podría alzarla y llevarla a 10 millas.

Este joven pidió a Dios que lo fortaleciera, él se dispuso a trabajar fuerte todos los días para mover la roca, al principio con quejas, luego aprendió a tener confianza en Dios, finalmente cuando movió la roca supo que Dios lo había fortalecido, de seguro su cuerpo fue transformado así como también su carácter.

Así sucede con nosotros, si queremos experimentar el poder de Dios fortaleciendo nuestras vidas, debemos perseverar hasta el final, entregando nuestras vidas a Él en confianza plena, orando en todo tiempo y buscando su palabra de sabiduría.

Confortará mi alma; Me guiará por sendas de justicia por amor de su nombre”. Salmo 23:3

Acerca Evangelio de Hoy

El ministerio Evangelio de Hoy existe con el solo propósito de proclamar el evangelio de Jesucristo a las naciones. Unase a nuestro ministerio y comparta la palabra de Dios con sus hermanos. Envíenos sus predicas cristianas, bosquejos biblicos, y mensajes cristianos para ser publicado.

Revise

Evangelio de Hoy - Sueños rotos...

Sueños rotos…

Evangelio del Dia.. Si ves que de pronto algo  no ha salido como esperabas, si tus sueños se han roto, preséntate ante tu creador, agradécele por  todo  lo que ya ha hecho  por ti, por lo que hará y por ser un PADRE que cuida de ti. ¿Estás listo para aceptar la Soberanía de Dios en tu vida? ¿Estás dispuesto a decir..?

Deja un comentario