El ayuno tiene valor.. Mensajes Cristianos

El ayuno

Mensajes Cristianos

Mensajes Cristianos

Mensajes Cristianos Texto bíblico: Mateo 6:16-18

INTRODUCCIÓN

Base de la vida de todo hijo de Dios esta en ayunar. Recordemos que Dios esta cerca de aquellos que se acercan Él, y el ayuno es efectivo para estar plenamente en Su presencia.

Uno de los fundamentos de la fe, fue enseñado por Jesús a sus discípulos mientras Él estuvo acá en la tierra. Y todo lo que podamos aprender de las mismas palabras de nuestro salvador es de mucha riqueza. Más si se trata de fortalecer y hacer crecer nuestro espíritu.

Es por esto que hoy, vamos a sentarnos a los pies del maestro para aprender, que nos quiso enseñar Jesús sobre el ayuno.

NO alardear de que tanto puedo ayunar

Una de las observaciones que Jesús hizo en Mateo 6:16 fue la de no ser austero. ¿Qué significa alardear? Alardear significa mostrarse penitente o místico entre otros sinónimos. Dios es quien conoce el corazón (1 Samuel 16:7). Él es el único que puede desenmascarar las intenciones que cada ser humano tiene dentro de sí. Y a Él no podremos nunca engañar (Gálatas 6:7).

El ayuno tiene valor en aquellos que en humildad, y reconociendo la necesidad de Cristo en sus vidas buscan acercarse a Dios. Esto es lo que vale para Él, lo que realmente tiene poder y que agrada a Dios.

Gracias a esto, el ayuno tiene valor para Dios cuando se hace en humildad y sencillo corazón, sin ninguna pretensión de agradar a ningún ser humano.

Jesús llama a estas personas “Hipócritas”, y también reitera que tienen su recompensa. La recompensa del que miente, o actúa para agradar a los hombres, es la muerte espiritual.

Debemos ungir nuestras cabezas

Nuestro señor Jesús nos da instrucciones claras de cómo debemos presentarnos al momento de ayunar. Él nos dice: “pero tú, cuando ayunes, unge tu cabeza”. La unción representa el poder del Espíritu Santo en nuestra vida. Y nuestra cabeza contiene los pensamientos que producimos a diario.

El Señor nos muestra la necesidad de  que el Espíritu Santo esté en nuestro pensamientos. Ya que esto permite que nos acerquemos confiadamente al trono de la gracia, y seamos llenos de unción para seguir nuestro camino como hijos de Dios. Sin la presencia del Espíritu Santo es imposible agradar a Dios, puesto que Su presencia nos santifica Hebreos 12:14.

Confiemos que siempre que nos acerquemos a Dios en sacrificio vivo como dice en Romanos 12:1, santo y agradable a Él por medio del ayuno. El cual nos reviste de poder para llegar a conocer y estar más cerca de la presencia de Dios, si en Su voluntad este mostrarnos en espíritu sus secretos y verdades.

Debemos llenarnos de Dios porque la vida en este mundo sin Él no es sencilla. La gracia de Dios nos permite enfrentar este reto. La gracia de Dios permanece en los corazones sedientos de Él.

Debemos lavarnos

En Mateo 6:17 Jesús nos dice  “lava tu rostro”. El rostro es el reflejo de las intenciones del corazón del ser humano. Nosotros reflejamos la vida que llevamos a otros. Esto permite que seamos el reflejo de Jesús, para que otros se acerquen a Su presencia.

Debemos tener en cuenta que ser limpios por si mismos es imposible. El ayuno nos permite esta limpieza. Esta herramienta que Jesús nos enseña permite que nos acerquemos a Dios con facilidad. Y de la misma manera nos lleva a limpiar nuestras manos, que son nuestras acciones, nuestro corazón Santiago 4:8.

Ayunamos para nuestro Padre

Dios nos permite la oportunidad de estar en Él, y Él es un Dios que ve los detalles. Gracias a esto Él ve las intenciones de nuestro corazón, y por esto en Mateo 6:18 Jesús nos dice que nuestro Padre que ve lo que hacemos en el secreto, y nos recompensará en público.

Esto se asemeja a la labor de un atleta, muchos están en este camino y es de constancia. Muchos atletas practican años previos a presentarse en los juegos olímpicos. Tal vez, como sucede en mi país, con muchos esfuerzos, pero estos sacrificios, estas prácticas permiten que al momento de la lucha logremos la victoria.

Gracias a esto, podremos ver que nuestro padre si ve nuestras intenciones. ¡Cuidémoslas! No permitamos que los deseos alejados de la voluntad de Dios nos gobierne. Nosotros estamos entendiendo que la voluntad de Dios no es siempre de nuestro agrado. Pero la obediencia y estos detalles íntimos que le gustan a Dios, son las herramientas de crecimiento espiritual que debemos valorar.

CONCLUSIÓN

Las enseñanzas que Jesús nos ha dejado por medio de los evangelios son muy valiosas. Entre estas el ayuno. Debemos saber que el ayuno no es para mover la mano de Dios. ¿Que les quiero decir con eso? Lo que les estoy diciendo es que nosotros no ayunamos para recibir favores de Dios.

Nosotros ayunamos para acercarnos a Él, llenarnos de su Espíritu Santo, y tener las herramientas para enfrentarnos a las tentaciones. Ayunando fortalecemos nuestro espíritu, y lo acerca a la presencia de Dios.

© Juan C. Planterio. Todos los derechos reservados.

El Evangelio de Hoy…. Mensajes Cristianos

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.