Inicio / Predicas Cristianas / La conversión de Saulo

La conversión de Saulo

Predicas Cristianas

Predicas Cristianas.. Texto Biblico: Hechos 9:1-21

Tema: Enseñanzas útiles de la conversión de Pablo

Introducción

Predicar el evangelio puede ser una tarea terrorífica. Verdaderamente, es increíble el impacto que el temor a las personas tiene sobre nosotros. Quedamos como paralizados, es como si nuestras bocas no pudieran articular, y nuestras cuerdas vocales no pudieran sonar. Nos quedamos sin aire, y preferimos callar, antes que ser rechazados.

Todos hemos vivido esta situación familiar. Nos sentimos deseosos de predicarle el evangelio a alguien. Pero, cuando lo examinamos bien, pensamos: “No, mejor no digo nada. No creo que esta persona me preste atención. Lo más seguro es que rechace lo que digo”.

Anuncios 1

Sin embargo, no hacemos bien, cuando nos comportamos así. Primero, porque no somos Dios para saber lo que hay en su corazón, y por tanto, cómo podrá reaccionar. Segundo, porque así dejamos de cumplir la gran comisión. El temor es un gran obstáculo para la predicación del evangelio. Por tanto, en evangelio de hoy, veremos lo que la conversión de Pablo puede enseñarnos.

Desarrollo

Contexto (verss. 1-2)

Saulo llegó a ser un hombre bastante temido por la iglesia de Dios. Este muchacho tuvo parte en el arresto y martirio de Esteban (Hechos 7:58). Luego de esto, Saulo se encargó personalmente de perseguir a los cristianos casa por casa en Jerusalén (Hechos 8:3).

Con este mismo espíritu, ahora se dirigía a Damasco. Literalmente, el texto dice que Saulo “respiraba amenazas y muerte contra los discípulos”. Era un depredador hambriento, que estaba atacando a su presa sin cesar. Tanto así, que pidió al sumo sacerdote alguna carta de recomendación para Damasco. De modo que ellos supieran con qué fin Pablo se dirigía a hasta ese lugar.

Saulo era un hombre celoso de las leyes judías. Era un gran fariseo, celoso de la tradición de los ancianos. Odiaba profundamente a Jesús y a sus seguidores. Y estaba dispuesto hacer lo que fueron para cumplir con su cometido. No importaba su fuese hombre o mujer, niño o adulto, todos los que siguieran este camino serían llevados. Así que,  Pablo salió rumbo a Damasco.

Anuncios 2

I. Una voz del cielo (verss. 3-9)

a. Un resplandor del cielo.

Ahora, cuando Pablo y sus acompañantes estaban cerca de llegar a Damasco, mientras iban por el camino, un resplandor del cielo los rodeó. Este gran resplandor no permitió que ni él ni sus acompañantes pudieran ver nada.

Y cabe destacar que este resplandor fue un acontecimiento tan fuera de lo común, que, Saulo y sus compañeros cayeron al suelo aterrorizados. Los tomó por sorpresa, no lo esperaban.

Y lo más sorprendente es que surgió una voz del cielo que hablaba con Saulo. Esto no era una alucinación suya. Porque los hombres que iban con él también escucharon esta voz. Pero todo fue muy extraño. Porque aunque escuchaban a alguien hablar, no veían a nadie. ¡Un evento milagroso y fuera de lo común estaba ocurriendo aquí! ¡Venía de Dios mismo!

b. Una confrontación directa.

Anuncios 3

Y esta voz se dirigió directamente a Saulo. Con un tono autoritario y confrontador, le preguntó: “Saulo, Saulo, ¿Por qué me persigues?”.

Saulo aterrorizado respondió: “¿Quién eres Señor?”

Y la voz del cielo se identificó: “Soy, Jesús, a quién tu persigues” (verss. 4-5).

Tenemos que notar algunas cosas importantes de esta declaración. En primer lugar, Jesús dice que perseguir a su iglesia es lo mismo que perseguirlo a Él. Eso es, porque la iglesia es el Cuerpo de Cristo. Y además, porque la predicación de la iglesia consistía en Jesucristo. La iglesia era perseguida porque predicaban en el nombre de Jesús. Pablo por fin pudo encontrarse cara a cara con Aquel a quien tanto odiaba.

Acerca Ricardo Hernández

Avatar
Servidor de nuestro Señor Jesucristo. Entregue mi vida a Cristo hace más de 20 años, y me gusta compartir los mensajes cristianos que Dios pone en mi corazón.

Revise

Predicas Cristianas.. ¿Quiénes entrarán en el reino de los cielos?

¿Quiénes entrarán en el reino de los cielos?

Predicas Cristianas.. El Señor explica los requisitos necesarios para poder entrar en el reino de los cielos. No todo el que diga que es cristiano, realmente lo es.