Inicio / Reflexiones Cristianas / Consecuencias

Consecuencias

Reflexiones Cristianas

Reflexiones Cristianas.. Evangelio de Hoy: Romanos 7:24 «!!Miserable de mí! ¿quién me librará de este cuerpo de muerte?»

¡Hay las consecuencias!

Si hay una cosa segura en la vida son las benditas consecuencias. Toda acción tiene una reacción, sea buena o mala, sea justa o injusta. Como dicen los abuelos; “todo en esta vida se paga”, esa es su manera de decir: “Todo en esta vida trae consecuencias”.

Si bien es cierto las consecuencias a nuestros actos casi siempre son malas, porque hay que ser honestos, nuestras acciones malas son las primeras en dar fruto.

Anuncios 1

Esto no quiere decir que las acciones buenas no tienen consecuencias, si tienen y muy buenas, lo que pasa es que casi siempre toma un poco más de tiempo.

Por ejemplo; para ser condecorado con la medalla de honor en los Estados Unidos, el individuo debe haber arriesgado su propia vida, más allá de la llamada del deber, estando en combate contra un enemigo de los Estados Unidos.

Mientras que un individuo que conduzca ebrio y tenga un accidente en el que le arrebate la vida a otro ser humano, puede enfrentar hasta 15 años de prisión y altas multas en algunas partes de los Estados Unidos de América.

Para ver consecuencias buenas

Como podemos ver, para ver consecuencias buenas, se debe esperar, preparar y hasta arriesgar la vida. Mientras que, para recibir una consecuencia negativa, es cuestión de minutos. Pero no es nada nuevo, esto no es nada de que asustarse pues ha sido así desde el principio.

Mira cuánto tiempo le tomó a Eva tomar una mala decisión y esta consecuencia todavía cargamos con ella. Hay momentos en nuestra vida que queremos cambiar desesperadamente. Hubiésemos deseado nunca llegar a aquella cita, nunca a ver dicho que sí, etc. le damos vuelta a aquel momento en nuestra cabeza una y otra vez, queriendo cambiar los hechos, pero el tiempo es algo que no podemos cambiar.

Anuncios 2

Esto es lo que está haciendo Pablo cuando dijo a los romanos estas palabras: «!!Miserable de mí! ¿quién me librará de este cuerpo de muerte?» Honestamente yo puedo sentir su dolor y frustración, porque no es fácil tratar de hacer bien las cosas, abstenerse de hacer algo por años, para que en un momento todo esté perdido, porque es así como suele pasar.

Según Efesios 4:32 «Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo.» Dios nos perdona y el pecado en nuestra vida no prevalecen siempre y cuando busquemos perdón y ayuda, hay algo que no nos podemos quitar de encima y estas son las consecuencias.

Dos maneras de enfrentar las consecuencias

Hay dos maneras de enfrentar las consecuencias, estas las podemos usar como trampolín o como un pozo profundo del que es difícil de salir.

Cuando uno comete un error y trae consigo consecuencias enormes, podemos acomodarnos a nuestra nueva vida, de acuerdo con los cambios que está trajo, por ejemplo; cuando una adolescente se convierte en madre soltera, tienes dos opciones seguir en su estado de inmadurez, o saltarse todas las etapas necesarias para alcanzar la madurez que requiere su nuevo estatus de madre. O esta adolescente puede seguir en su inmadurez, y descargar su responsabilidad en otros para no afrontar su nueva realidad.

Cuando uno debería usar las consecuencias de sus actos, sean buenas o malas, para aprender de ellas, lo que uno hace es afianzar un nuevo nivel de crecimiento en todos los sentidos.

Anuncios 3

Este nuevo nivel posiblemente te llevará cometer otros errores que traerán también consecuencias, pero cuando ya no cometas los mismos errores y enfrentes las mismas consecuencias, te darás cuenta que estás creciendo. Recuerda siempre Romanos 8:37 «Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó

© Hilda Hernández. Todos los derechos reservados.

Evangelio de Hoy… Reflexiones Cristianas

Acerca Hilda Hernandez

Hilda Hernandez

Revise

Bosquejos Biblicos.. La pareja que Dios quiere - Parte I

Sobre el Matrimonio con un no creyente

Reflexiones Cristianas... Una reflexión sobre cómo vivir el proceso de matrimonio con un no creyente.