Mensajes Cristianos - Las apariencias

Las apariencias

Temas para Predicar

Mensajes Cristianos

Mensajes Cristianos Texto Biblico:Y Jehová respondió a Samuel: No mires a su parecer, ni a lo grande de su estatura, porque yo lo desecho; porque Jehová no mira lo que mira el hombre; pues el hombre mira lo que está delante de sus ojos, pero Jehová mira el corazón1 Samuel 16:7

Introducción

Esta semana en distintas oportunidades el Señor me habló de las apariencias, y me permitió experimentar el poder influyente de ello en la conducta de las personas. Asimismo me hizo comprender que todos tenemos en nuestros corazones ese sentir superficial de actuar amablemente solo con el que tiene el anillo en el dedo (con esto me refiero a las personas de alto rango en el ámbito empresarial, los posicionados en la clase alta en el aspecto social, entre otros).

Mayor ejemplo de esto tenemos con Cristo, pues siendo rey vino a habitar entre los hombres en humildad. Muchos habiendo conocido las profecías del mesías, esperaban fervientemente esa promesa, mas como Cristo nació en humildad y no andaba con coronas ni vestido de ropas finas, no lo aceptaron como su rey y Señor. «En el mundo estaba, y el mundo por él fue hecho; pero el mundo no le conoció. A lo suyo vino, y los suyos no le recibieron Juan 1:10-11

Evangelio de Hoy – Leer: 1 Samuel 16:1-13

Hace mucho tiempo antes de Cristo, en la época donde Dios ponía y quitaba reyes, mediante la unción de un profeta o sacerdote que el levantase. El profeta Samuel había sido elegido por Dios para ungir al rey sucesor de Saúl (antiguo rey de Israel).

En su larga travesía el profeta Samuel estuvo a punto de elegir un rey erróneamente, dejándose llevar por las apariencias. El joven David fue menospreciado por ser el menor de sus hermanos. Su papa ni se había molestado en presentarlo al profeta Samuel, y aunque pequeño y apacentador de ovejas Dios lo ungió como rey pues Él miró su corazón y no su apariencia.

Para muchos jóvenes

Este acto lo pongo como ejemplar principalmente para muchos jóvenes que están en busca de su futura esposa(o). Como le he aconsejado a varios hermanos: Sé que es importante la atracción mutua, pero les aconsejo que en esa decisión tan delicada a tomar permanezcan en oración para que puedan determinar la voluntad de Dios en sus vidas.

No se dejen seducir por el físico, recordando que Dios creó el matrimonio para toda la vida. Quiero resaltar que lo que realmente permanece es la conducta de las personas, (todo cuanto hay en su corazón). Mas nuestro físico a medida que pasa el tiempo sufre cambios inevitables.

Es lamentable que hoy en día muchas parejas tomen la amarga decisión de separarse, porque uno de los dos o los dos fueron deslumbrados por otro porte superficial. A la final esas personas se dan cuenta tarde del error grave que han cometido, desperdiciando su tiempo en vanidades, sin tener conocimiento alguno de lo que es el amor.

Por otro lado, quiero exhortar a las personas que ponen por encima de todo al que tiene el anillo en el dedo.

En una empresa decidieron dar una gran lección a una secretaria, puesto a que según varios estudios de recursos humanos, las secretarias son la imagen principal de una empresa, y deben estar capacitadas para atender al público cordialmente sin discriminación alguna, lo acontecido fue lo siguiente:

Vistieron a un señor con un traje de fiesta, y le colocaron un reloj muy elegante y le facilitaron un maletín/ A otro lo vistieron con ropas harapientas, lo despeinaron y lo invitaron a pasar a la oficina de la secretaria. El señor simulo pedir una información, y no había terminado de dar los buenos días cuando la secretaria se levantó haciendo un mal gesto, y se ocupó ignorando la presencia del señor.

Cansado de esperar el hombre levanta la voz, y la secretaria le dijo de forma grosera que estaba muy ocupada y no le podía atender. Saliendo el hombre, entró el que estaba bien vestido, y la mujer sin pensarlo dos veces, se desocupo para acercarse a él.

Le ofreció café, le pidió que se sentara y le dijo que estaba a la orden para lo que necesitase. Más él se levantó y mediante una seña llamó al señor que había entrado a la oficina anteriormente, y le dijo a la secretaria: mira él y yo trabajamos en la misma empresa.

Tu jefe tenía tiempo esperando nuestra visita, para finiquitar un negocio, pero como el trato que dan a los clientes es fatal, considero prudente que le digas a tu jefe que cortamos vínculos a partir de hoy. La mujer angustiada y apenada, no sabía qué hacer para reparar el daño, más su jefe llegó al instante y le dijo:

-¿Quieres conservar tu trabajo?, no me respondas. Estoy seguro que sí, solo quise darte una lección para que aprendas a tratar con respeto a todos los clientes. Tú como la imagen de mi empresa debes procurar ser amable con todas las personas, creo que esta lección nunca se te olvidará.

Debemos hacer el bien sin mirar a quien.

El Señor con sus ojos de amor aunque muertos en delitos y pecados nos miro a todos por igual, nos regaló la salvación, siendo indignos de ello. ¿Cómo podemos ser déspotas con nuestros semejantes? Lamentablemente en algunas iglesias se ve esto, están profanando la ley de Dios. Con los creyentes son amables, y con los no creyentes actúan como esa secretaria grosera, hasta que reciban un jalón de orejas departe de Dios.

Por eso tristemente muchas iglesias no avanzan, pues dan mal testimonio del amor de Cristo. Alaban a los pastores y son condescendientes con sus familiares, pero a los demás miembros tratan como a plebeyos sin privilegios, enjuiciándolos cuales dioses. No podemos ser así, tenemos que aprender a escuchar la voz de Dios.

No reprimamos el obrar de Dios, pues Jesucristo es el dueño de la iglesia, Él es un Dios de orden aquel que le conoce en verdad, se somete a su voluntad, y recibe de El sabiduría. Amémonos unos a otros, Nunca olvidemos que Dios está en todo lugar, cuando tratamos mal a una persona pequeña en la fe o de escasos recursos, estamos ofendiendo a Dios.

Lectura del Evangelio de Hoy: Mateo 25:30-40

Cuando el Hijo del hombre venga, rodeado de esplendor y de todos sus ángeles, se sentará en su trono glorioso. La gente de todas las naciones se reunirá delante de él, y él separará unos de otros, como el pastor separa las ovejas de las cabras. Pondrá las ovejas a su derecha y las cabras a su izquierda. Y dirá el Rey a los que estén a su derecha: “Vengan ustedes, los que han sido bendecidos por mi Padre; reciban el reino que está preparado para ustedes desde que Dios hizo el mundo. Pues tuve hambre, y ustedes me dieron de comer; tuve sed, y me dieron de beber; anduve como forastero, y me dieron alojamiento. Estuve sin ropa, y ustedes me la dieron; enfermo, y me visitaron; estuve en la cárcel, y vinieron a verme.” Entonces los justos preguntarán: “Señor, ¿cuándo te vimos con hambre, y te dimos de comer? ¿O cuándo te vimos con sed, y te dimos de beber? ¿Cuándo te vimos como forastero, y te dimos alojamiento, o sin ropa, y te la dimos? ¿O cuándo te vimos enfermo o en la cárcel, y fuimos a verte?” El Rey les contestará: “Les aseguro que todo lo que hicieron por uno de estos hermanos míos más humildes, por mí mismo lo hicieron.” 

© Francisco Hernández. Todos los derechos reservados.

EvangeliDeHoy.Com .. Mensajes Cristianos

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.